La tronca de Navidad

La semana pasada Raquel nos contó la historia de «la tronca de Navidad» y nos enseñó una rima para cantarle que decía «Esta tronca que yo quiero, me dará unos caramelos». Durante la semana, la cuidamos y la alimentamos con mandarinas y nueces y se las comía todas, y hoy hemos ido a darle unos golpes y a cantarle la rima y a cambio nos ha dado caramelos y mandarinas. Ha sido muy divertido y mágico.

La tronca, toza o tizón de Nadal es un elemento característico de las tradiciones navideñas altoaragonesas, probablemente ligada al folklore, la magia y la mitología pirenaica, a la tradición del árbol de Navidad y a ritos y celebraciones antiguas del solsticio de invierno. 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.